Centro Cívico de Cuarte de Huerva

La evolución de las celosías sin maineles, el centro cívico de Cuarte

El nuevo Centro Civico de Cuarte de Huerva es un proyecto que cuenta con un diseño moderno, atractivo y funcional, listo para dar servicio a una de las poblaciones con mayor ritmo de crecimiento de su entorno. En él se combinan nuestras celosías de lamas orientables y nuestro revestimiento de fachada bajo nuestro exclusivo sistema de maineles ocultos.

Cuarte de Huerva es una población situada en el entorno de Zaragoza, con una población de más de 13.000 habitantes. Gracias a las excelentes comunicaciones, una amplia red de industrias y su moderno planeamiento, la ciudad lleva años creciendo a ritmos de hasta el 30%. Para satisfacer las necesidades que éste crecimiento conlleva, ha recibido múltiples edificios dotacionales en los últimos años, el último de ellos, el Centro Cívico.

Ubicación: Cuarte de Huerva, Aragón
Cliente: Ceviam
Arquitectos: Conzept arquitectura
Tipología: Arquitectura Dotacional.

Accésit en los premios Ricardo García Mercadal de 2020

Necesidades de protección solar

Nuestras celosías componen el elemento principal para el cerramiento de la fachada, bien con el revestimiento de fachadas como en las zonas acristaladas que aportan luz natural al interior, y para ello, los arquitectos han apostado por la última evolución de nuestro sistema de celosías sin maineles. Éste sistema cuanta con la ventaja adicional de no interferir con los aislamientos del edificio, lo que permite incorporar cualquiera de las opciones disponibles en el mercado, sin que el ancho, o tipología condicione a las fachadas.

Al ser un edificio exento, de planta cuadrada y con elevaciones, todas las fachadas requieren de una estética uniforme, que sirva de contraste a las formas irregulares de las fachadas. El proyecto del centro cívico está diseñado con angulaciones sutiles como parte de su identidad, a pesar de su planta rectangular. Éste detalle, que se aprecia sobre todo en la fachada de acceso, hacía necesaria una solución integral de fachada que incorporase productos con alta capacidad de adaptación, pero que a su vez fueran capaz de ofrecer una protección al edificio, particularmente expuesto por su configuración exenta.

Nuestra aportación al proyecto

Nuestra experiencia previa en proyectos de cerramiento integral de edificios, nos permitió ofrecer nuestro UPR-150 con la confianza de ser un producto testado, que a su vez era lo suficientemente flexible como para adaptarse al exigente diseño arquitectónico. Al ser el principal elemento de la fachada, sobre él recae la mayoría de los ajustes a cuchillo, y forrado de salientes, con el reto adicional de integrarse en el sistema de celosías sin maineles diseñado para el proyecto. Ante el resultado de las imágenes, creemos que ha cumplido con éxito.

La incorporación de las celosías orientables tipo UPO-150 en las ventanas supuso un enorme reto porque el diseño de celosías sin maineles del proyecto no sólo exigía convergencia de líneas entre productos, sino también la integración absoluta entre ambos. Para conseguirlo, desarrollamos una nueva variante de sustentación del conjunto, que evolucionamos de otros proyectos previos como el Colegio de María de Huerva, y que ha resultado todo un éxito.

La solución en conjunto con celosías sin maineles ha supuesto no sólo una estética general rompedora, sino también un importante ahorro de costes, y una elevada eficiencia del conjunto gracias a la especialización de cada una de las soluciones aplicadas. Se trata de una solución desarrollada y perfeccionada con los años, que está abriendo nuevas posibilidades de diseño para los proyectos que requieran de protección solar y una fachada ventilada.

Resultado obtenido

870 m2 de celosías de lamas instaladas

Residencia Orpea Girona

Residencia IMQ Igurco Unbe

Conservatorio de Música de Teruel